Buscar
  • Paulo Chamaca

Como mejorar del rendimiento de una solución RFID??

Si bien un sistema de control RFID está basado siempre sobre tres pilares : un lector, los tags y el software que administra los datos, la correcta operación del sistema requiere además no sólo un proceso de análisis, diseño y selección de cada una de estas piezas, sino que además de una detallada revisión del entorno en que se instalará el sistema.


Típicamente en una instalación en la que se utiliza un sistema de códigos de barra para la identificación de productos, el espacio físico entre un producto y otro ( cajas, pallets ) puede ser muy reducido, especialmente en la temporada de alto flujo. Esto no reviste un mayor problema ya que la correcta lectura de las etiquetas dependerá totalmente de la habilidad y experiencia del operario que realiza el proceso de identificación, una menor distancia entre productos permite acelerar el proceso de identificación aunque podría afectar la precisión debido a que algunas etiquetas podrían no estar a la vista.


En el caso de una implementación RFID el sistema buscará leer todos los tags que se encuentren a su alcance, aquí la precisión está determinada por la capacidad de encapsular la lectura de tags dentro de la zona en que se encuentran los productos, dejando fuera de la zona de lectura a cualquier otro producto, eliminando así aquellos productos que no pertenecen al lote que está siendo identificado.


La capacidad de “encapsular” la zona de lectura de los haces RFID puede ser mejorada considerando las estas variables :


Separación de la zona de lectura

Desde el punto de vista técnico, aislar la zona de lectura ubicando los productos a una distancia razonable, pudiese considerarse la medida más sencilla a realizar. En nuestra experiencia la operación de productos siempre buscará utilizar todo el espacio físico disponible disminuyendo al máximo las distancias entre tags, como se mencionó en el comienzo de este post el extendido uso de sistemas de código de barra refuerza esta práctica. Debido a lo anterior la revisión de el proceso operativo y el impacto de un sistema RFID sobre éste es de vital importancia en al momento del diseño de la solución


Tamaño de la zona limpia de lectura

Es decir la distancia a la que se encuentran los productos que deben ser escaneados y aquellos productos qu


e no deben ser detectados en la lectura. Debido al patrón circular con el que se propagan los haces electromagnéticos es natural pensar que la zona de lectura es una especie de esfera con su centro en las antenas del lector.

El diámetro de esta esfera es el que determinará cuales de los tags serán considerados dentro de la lectura y cuales no. Para esto sería necesario ajustar los parámetros de potencia y sensibilidad para confinar de mejor forma la región de la lectura


Tipo y ubicación de antenas. La forma de la esfera creada por los haces puede ser modificada con la instalación de antenas con una configuración de emisión específica, reduciendo la zona de lectura a algún sector que permita una lectura mas confinada al área de los productos.

De la misma forma la ubicación de las antenas tanto en distancia como en angulación pueden permitir ajust


ar la zona en la que el sistema se realizará la lectura disminuyendo también la lectura de falsos positivos.

Aislamiento de la zona de lectura

Una solución a considerar para realizar un confinamiento de la lecturas de tags es aislar, físicamente, el entorno “encajonando” la unidad lector y sus antenas dentro de una “caja impermeable” a la radiación electromagnética que generan los lectores/antenas. La idea es evitar que los haces salgan de la caja y puedan leer por error un tag no deseado.

Este tipo de radiación no traspasa los materiales metálicos, placas o rejas y algunos tipos de pinturas preparadas especialmente para estos fines. La ventaja de encajonar los haces es que permite aumentar la potencia sin que esto signifique el aumento de la detección de productos fuera de la zona de lectura.

Es necesario mencionar que las placas metálicas detienen las ondas electromagnéticas pero también causan el efect


o “rebote” junto con la distorsión de estas ondas. Ambos efectos disminuyen la efectividad del lector ya que debe distinguir una mayor cantidad de información que además contiene errores debido la distorsión. Por esta razón el uso de este tipo de superficies no es recomendable en espacios cerrados (por ejemplo en túneles).


Análisis de Radiación

Una vez realizados estos


ajustes es necesario realizar un scan de la zona para encontrar los “puntos muertos” (interferencia) o zonas en las cuales el reflejo de la señal pueda escapar del sector requerido. La idea es determinar de la mejor manera posible cual es la zona de lectura y la potencia en cada punto dentro de esta zona.



Plan de pruebas

Finalmente será necesario llevar adelante un plan de pruebas considerando el movimiento TAL Y COMO sucederá durante la producción, midiendo los resultados y modificando en forma iterativa las variables señaladas hasta encontrar el punto de mejor rendimiento de la instalación. El plan de pruebas debe considerar el período de marcha blanca incluyendo además los indicadores de gestión que permitan establecer el rendimiento mínimo de la instalación.


#rfid #antenas #arcorfid #tag #leanrfid


17 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo